+34 919 99 17 70

Seleccionar página

A diario acuden a mí consulta pacientes con dolores de hombro de meses e incluso años de evolución. Han pasado por las manos de múltiples médicos y fisioterapeutas. Han realizado infinidad de tratamientos de los más variopintos y acuden en la mayoría de ocasiones desesperados buscando una solución definitiva.

Muchos de estos pacientes, al realizarles una resonancia, comprobamos que tienen una rotura del tendón supraespinoso, pudiéndose haber evitado si hubieran venido antes a la consulta. Tras muchos estudios, se concluye que un paciente activo con dolor de hombro de seis o más meses de evolución, rebelde al tratamiento con analgésicos y tratamiento con fisioterapia, debe plantearse una cirugía artroscópica para resolución de su dolor y evitar la cronificación e incluso la rotura del tendón. 

La cirugía artroscópica de hombro para la tendiopatía del supraespinoso es la técnica ideal ya que a través de mínimas incisiones reparamos los tejidos lesionados sin apenas lesionar el tejido sano.

Hoy te presento a Rosario, la operé hace tres meses de una reparación del tendón supraespinoso por artroscopia. Ella estuvo sufriendo de dolor de hombro durante más de 10 meses y había realizado múltiples tratamientos. Cuando acudió ya era demasiado tarde y su tendón se había roto. 

Aun así, tras tres meses desde la cirugía puedes comprobar que la movilidad de su hombro derecho es completa. Esta feliz y contenta de haber tomado la decisión de acudir a mi consulta y solucionar de una vez su problema del hombro.

Hoy puede decir que se ha olvidado del dolor de hombro y está usando el brazo como antes otra vez. Si estás en la misma situación que Rosario o tienes algún familiar o conocido que lo está, no dudes en recomendarles que pida consulta  en mí consulta y poder valorar el caso de manera concreta e individual y evitar que el tendón se rompa.